El calor del hogar

943 42 40 29
El calor del hogar

Cuando pensamos en una calefacción en Donostia, pensamos en el modo de aportar calor a nuestro hogar en los días fríos.

Por regla general, una instalación de calefacción en Donostia se compone de tres partes diferenciables: un sistema que produce calor, un sistema de reparto de dicha temperatura y un sistema de emisión del calor. El sistema de generación de calor puede ser mediante una caldera de combustible, un sistema de resistencias eléctricas o bien el aprovechamiento de la energía natural.

Dependiendo de la extensión de la instalación, se pueden diferenciar dos tipos de instalaciones; las centralizadas y las locales. En las instalaciones centralizadas, el calor se produce en un lugar concreto y posteriormente se reparte mediante conductos hasta las estancias deseadas. En las instalaciones locales, el aparato que se encuentra en la estancia es el que produce el calor y lo distribuye en el mismo lugar.

En las instalaciones centralizadas se suelen usar las calderas de combustible situadas en lugares concretos de la instalación. Estas calderas funcionan mediante un quemador y un ventilador que se encargan de hacer la mezcla de aire y combustible. También las hay con quemadores atmosféricos que no necesitan ventilador, ya que el gas sale por su propia presión por unos inyectores y se mezcla con el aire antes de llegar al quemador.

En los sistemas locales se utiliza la electricidad mediante resistencias eléctricas o por bomba de calor. El funcionamiento de la bomba de calor es muy simple, coge el calor del exterior para introducirlo en la estancia que se desee. El rendimiento de este sistema depende directamente de la temperatura del exterior.

En Paulo Azkue, S.l. somos especialistas en calefacción y ponemos a tu disposición la instalación que mejor se adecúe a tu demanda, poniendo a tu alcance el calor de un hogar.

haz clic para copiar mailmail copiado